logo

Metadatos: Creando tu propia fonoteca

Historia

Perla Olivia Rodriguez Rendíz en su libro “El archivo sonoro – Fundamentos para la creación de una Fonoteca Nacional” nos cuenta un poco acerca de la historia de las fonotecas:

La primera fonoteca del mundo, la Phonogrammarchiv de la Academia de Ciencias y artes en Viena, fue fundada a finales del siglo XIX, y a mediados del siglo XX comenzaron a crearse otras con diversas orientaciones. De hecho, Miranda y Bellveser, coinciden en señalar que el vocablo fonoteca se comenzó a utilizar en 1932 y que fue introducido por Gabriel Timmory para denominar la Fonoteca Nacional Francesa. De ahí que los fundamentos conceptuales a partir de los cuales podemos aproximarnos al estudio de lo que es una fonoteca provengan de un término más genérico que también surgió en el siglo XX: archivo sonoro.  Rodriguez Rendíz P. O, 2012

Los términos fonoteca o archivo sonoro se relacionan con el concepto de patrimonio cultural.

Se entiende por patrimonio cultural inmaterial los usos, representaciones, expresiones, conocimientos y técnicas —junto con los instrumentos, objetos, artefactos y espacios culturales que les son inherentes— que las comunidades, los grupos y, en algunos casos, los individuos reconozcan como parte integrante de su patrimonio cultural.

Este patrimonio cultural inmaterial, que se transmite de generación en generación, es recreado constantemente por las comunidades y grupos en función de su entorno, su interacción con la naturaleza y su historia, infundiéndoles un sentimiento de identidad y continuidad y contribuyendo así a promover el respeto de la diversidad cultural y la creatividad humana. Convención para la Salvaguarda del Patrimonio Cultural Inmaterial 2007

Pero la verdad es que cualquier persona, sin tener que ser una institución suele crear su propia fonoteca, ya sea para el deleite personal, por cuestiones organizativas del trabajo (ejemplo los diseñadores de sonido) o con fines de preservación de sus propios audios.

¿Quien no tiene algunas cintas de cassette con grabaciones familiares que quiere digitalizar?

En esta serie de artículos iremos organizando nuestra fonoteca personal.

Capítulo 1
Los metadatos

Muchas veces cuando nombramos un audio colocamos nombres como “Locución 001”, “Locución 001 bien”, “Paisaje sonoro laguna”, “Efecto pisadas”. La mayoría de las veces pensamos en el audio como el aspecto más importante y el nombre del archivo o el archivo en sí como algo secundario.

El audio y el archivo de audio forman un cosa sola, no se pueden separar. Los metadatos son una parte fundamental del archivo de sonido, contienen información acerca del archivo de audio: hora, fecha, ubicación, notas, etc.

Los metadatos se incrustan dentro del archivo de sonido lo que significa que una pequeña cantidad de información se coloca en el archivo de sonido en sí. Existen metadatos visibles y metadatos ocultos que sólo pueden leerse con aplicaciones especializadas.

Lo interesante de los metadatos es que aunque se encuentran incrustados en el audio no afectan de ninguna manera la reproducción del mismo.

Tipos de metadatos

Quizás los metadatos más conocidos sean los de las fotos y los de los MP3 conocidos como ID3 que contienen información acerca del autor, el género de la canción, la duración,etc.
Los efectos de sonido tienen otros metadatos distintos, mejor dicho, otros campos de metadatos, como por ejemplo: género, categoría, micrófonos utilizados,etc.)

Broadcast Wave Format (BWF) y iXML

Para los metadatos de audio especializado (en donde entran los efectos de sonido) el estándar de la industria que adhiere a los metadatos de los archivos Microsoft WAV (también conocido como WAV o WAVE ) utiliza una extensión denominada Broadcast Wave Format (BWF) y otra más reciente denominada iXML.

El propósito de este tipos de formatos es la adición de metadatos para facilitar el intercambio continuo de datos de sonido entre diferentes plataformas y aplicaciones informáticas, por lo que son ampliamente utilizados tanto para cine, video, radio y televisión.

Se podría decir que el formato BWF y los iXML son una versión mejorada del típico formato WAV, ya que podemos incorporar metadatos. Sin embargo estos tipos de formatos tienen sus limitaciones en cuanto a los campos que puedes utilizar, la cantidad de información que se puede agregar:

  • Descripción 256 máx caracteres
  • Autor 32 máx caracteres
  • Referencia original 32 máx caracteres
  • Fecha
  • Duración
  • Horario de creación del archivo
  • Descripción de procesos de codificación

Metadatos Independientes

En respuesta a las restricciones de los metadatos BWF los desarrolladores independientes crearon sus propios formatos de metadatos. Esto permite a los diseñadores de sonido añadir más campos de metadatos (autor, tipos de micrófono, grabadora, categoría) y otros campos que son de utilidad.

¿Por qué es útil utilizar metadatos?

Los metadatos añaden el contexto al archivo de audio, ese contexto es de un valor único. Proporciona detalles de la grabación, no sólo el nombre de la pista, la duración o los bits. También podemos saber el lugar de grabación, la hora, el tipo de micrófonos y de grabadoras utilizadas (un paisaje sonoro grabado con micrófonos binaurales sonará distinto que si se graba con un micrófono ShureSM58 que es un micrófono principalmente para voces).

Los detalles son los que distinguen una grabación de otra, los que la hacen única, el contexto es valioso para el cualquier archivo.

Otras razones

  • Ahorran tiempo durante la búsqueda dentro de la biblioteca de sonidos.
  • Organizan de forma eficaz los archivos de audio
  • Aportan contexto y detalles únicos que son de utilidad a la hora de compartir nuestros archivos con otros profesionales del audio.
  • Otorgan información valiosa de cómo fue grabado el archivo.

Campos de metadatos

Los metadatos no sólo son un medio para identificar y estructurar información, sino para hacerla recuperable. La aplicación y estructura de los metadatos depende del área donde se utilicen. Rodriguez Rendíz P. O, 2012

Existen tres tipos de metadatos:

  • Descriptivos
  • Técnicos
  • Administrativos

Metadatos Descriptivos

  • ID identificador del archivo de audio
  • Nombre del archivo
  • Nombre del autor
  • Descripción
  • Categoría
  • Palabras clave
  • Lugar de grabación
  • Lugar de alojamiento del archivo

Metadatos descriptivos opcionales:

  • Tipos de copias digitales producidas (archivo original, masterizado, masterizado sin ruido, archivos finales, etc)
  • Lugar de almacenamiento
  • Cantidad de copias realizadas
  • Cantidad de versiones del archivo modificadas
  • Imagen
  • Nombre de la fonoteca / biblioteca de sonidos a la cual pertenece
  • Nombre de la colección a la cual pertenece
  • Notas
  • Nombre del ingeniero de edición/mezcla/masterización

Metadatos Técnicos

  • Micrófonos utilizados
  • Grabadoras utilizadas
  • Soporte original del audio (vinilo, casete, digital)
  • Formato del archivo (WAV, Mp3,AIFF, etc)
  • Tasa de muestreo
  • Profundidad de Bits
  • Canales
  • Duración
  • Tamaño del archivo

Metadatos técnicos opcionales:

  • Fecha de digitalización
  • Herramienta de digitalización
  • Plugins utilizados
  • Velocidad de reproducción
  • Estado en el que se encuentra la grabación original
  • Comentarios acerca de la grabación y preservación

Metadatos Administrativos

  • Derechos de autor – Autoría Intelectual (Persona física que tiene la responsabilidad principal de la creación del contenido intelectual o artístico de la obra)
  • Tipo de licencia bajo el que se encuentra el archivo (Creative Commons – con Derechos de Autor)
  • Accesibilidad al archivo (si se encuentra en Instituciones externas o en la web)
  • Mención de responsabilidad y Derechos de autor (Se refiere a las personas/Instituciones de mayor relevancia que participaron en la producción del archivo de audio)

Lo que hay que tener en cuenta

La cantidad de metadatos que podamos ingresar dependerá de la aplicación que utilicemos. Cada aplicación cuenta con sus propios campos de metadatos.

La mayoría de las aplicaciones de metadatos propietarias no permiten leer todos los metadatos creados en otras aplicaciones.


Bibliografía recomendada:

Rodriguez Rendíz P. O, (2012), El Archivo Sonoro – Fundamentos para la creación de una Fonoteca Nacional, Ciudad de México, México, Ed Escuela Nacional de Biblioteconomía y Archivonomía.

AES57-2011 (r2017): AES standard for audio metadata – Audio object structures for preservation and restoration.

Miliano M., (1999), The IASA Cataloguing Rules, Ed International Association of Sound and Audiovisual Archives

IASA, (2015), Manejo y almacenamiento de soportes de audio y de video, Ed International Association of Sound and Audiovisual Archives

Secretaría de Economía,(2011), Norma Mexicana de Catalogación de Documentos Fonográficos, Ed CONNTENDOC

Foto de portada: Cilindros de cera Edison ‘Concert’ en las colecciones de la British Library

 

Deja un comentario